El Gobierno municipal amplía por segunda vez el límite de los bonos PRESCO para impulsar la campaña de Navidad en el pequeño comercio

El Gobierno municipal amplía por segunda vez el límite de los bonos PRESCO para impulsar la campaña de Navidad en el pequeño comercio

  • Categoría de la entrada:PRESCO

El pequeño comercio local y los establecimientos culturales de la ciudad contarán desde el jueves con una nueva ampliación del límite de la aportación municipal a los planes de bonos PRESCO. “Muchos autónomos y micropymes han consumido ya todas las ayudas aprobadas y no pueden seguir a aplicar los descuentos de los bonos, con esta ampliación queremos darle un ánimo al pequeño comercio también durante la campaña de Nadal para ayudar, dentro de nuestras posibilidades, a la recuperación económica del tejido productivo”, indicó el concejal de Economía, José Manuel Lage Tuñas. “Nuestra alcaldesa, Inés Rey, los pidió un esfuerzo, también en el económico, para contribuir a la reactivación económica de A Coruña, y eso es lo que estamos haciendo”, explicó el edil.

La ampliación del límite se aprobará mañana en Junta de Gobierno Local es la segunda desde la puesta en marcha del PRESCO el pasado mes de julio. Inicialmente el pequeño comercio había asignado un máximo de 3.000 euros a percibir, vía bonos, por cada establecimiento, llegando a los 5.000 euros en el caso de las pequeñas empresas culturales.

El buen funcionamiento del plan hizo que hasta 27 negocios habían llegado ya la ese límite en unas semanas, por lo que el Gobierno municipal dobló en un primero momento esas cuantías. La ampliación aprobada hoy es la segunda y permitirá que cada comercio reciba hasta 10.000 euros en forma de bonos, llegando a los 15.000 para las pequeñas empresas del sector cultural.

Son 959 los negocios adheridos a los planes de bonos para incentivar el consumo desde la puesta en marcha del PRESCO. En total, hay 45.124 usuarios que se han descargado bonos de distinto tipo. Los bonos ofrecen también unos descuentos mayores de los inicialmente diseñados.

En cultura, los ciudadanos ahorran hasta un 50% del valor de la compra (para compras superiores a 10 euros) hasta un máximo de 60 euros por persona. Así, por una compra de 120 euros, el Ayuntamiento cubriría la mitad de esa cantidad y el usuario de los bonos pagaría sólo la otra mitad.

En pequeño comercio la cantidad máxima por persona es de 30 euros. La rebaja en cada compra llega a un máximo de 15 euros y los descuentos se aplican en compras mínimas de 30 euros. Por un producto de 30 euros, el consumidor paga 15 euros y el Ayuntamiento el resto.

En hostelería también se llega al 50% de descuento. Los ciudadanos disponen de hasta 15 euros en bonos de hostelería. La compra mínima es de 10 euros y el Ayuntamiento sufraga hasta 5 euros por cada compra.

El Gobierno municipal decidió también extender la vigencia del plan de bonos, que en un primero momento iba a rematar en noviembre, pero que finalmente estará activo hasta el 31 de diciembre. “En un momento como este consideramos esencial mantener hasta el último día del plazo legal las medidas de respaldo económico. El Gobierno de Inés Rey tiene como objetivo que el tejido productivo de esta ciudad salga de este crisis de la mejor manera posible”, indicó el concejal y portavoz del Gobierno local.

El PRESCO, cuya vigencia remata el 31 de diciembre, supuso la movilización de 13,2 millones de euros en distintas líneas de ayudas. Aunque el plan remata este mes, los pagos a los solicitantes de las ayudas directas continuarán a producirse durante el arranque del 2021. Más de 2.500 autónomos, micropymes, artistas y profesionales de distintos ámbitos han percibido ya fondos municipales para la reactivación económicos procedentes de las distintas líneas del plan.

“El Ayuntamiento de A Coruña es la única Administración en esta ciudad que ha habilitado recursos para ayudar a quien estuvo cerrado, y la única Administración que tiene pagado incentivos para estimular a la reactivación del tejido productivo”, indicó Lage Tuñas.

Un pequeño comercio del sector cultural puede llegar a percibir hasta 15.000 euros en bonos y 6.000 más, como máximo, en ayudas directas. Así, un único establecimiento podría llegar a ingresar hasta 21.000 euros de fondos municipales para la reactivación económica. El Ayuntamiento de A Coruña es, así, el ayuntamiento gallego que más recursos destina a hacer frente a los efectos económicos de la pandemia y lo que mayor cuantías abona a los afectados por los cierres y restricciones de la pandemia. A Coruña también es la única de las grandes ciudades españolas en la que se están a pagarayudas (por un importe medio de 2.100 euros) a la totalidad de autónomos y micropymes que las solicitan y cumplan el requisitos.